El suicidio del concejal venezolano Albán beneficia a la oposición

El suicidio del concejal de ultraderecha Fernando Albán, del partido Primero Justicia, ha hecho temblar las redacciones de los medios de comunicación de medio mundo. Una oportunidad que se ha aprovechado desde esos mismos medios para asentar la matriz de opinión de que Venezuela es una dictadura. Algunos medios han llegado a comparar el bolivarianismo con el franquismo, por el caso del comunista español Julián Grimau al que tiraron -ya muerto- desde un edificio de la policía fascista para ocultar el asesinato político con un suicidio.

>>¿Es Venezuela una dictadura? Comparación con el franquismo<<

Sin embargo Fernando Albán participaba en política legalmente y ostentaba un cargo de elección popular. Estaba detenido desde el pasado cinco de octubre por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN) debido a la investigación del magnicidio contra el presidente Nicolás Maduro.

El propio Fernando Albán confesó que el líder de su partido Julio Borges -quién hoy se encuentra preparando nuevos atentados con el apoyo de Colombia y Estados Unidos (EEUU)- tuvo una alta implicación en el intento de asesinato del presidente de Venezuela. Por ese motivo estaba detenido.

Justo ayer debía ser trasladado desde las oficinas del SEBIN al tribunal de justicia, lugar donde debería explicar los detalles de la participación de Julio Borges en el intento de magnicidio contra Nicolás Maduro, una situación que provocaría que saltasen las armas de la INTERPOL para capturar al líder de Primero Justicia.

El suicidio de Fernando Albán ha resultado beneficioso para el terrorista Julio Borges y un jarro de agua fría para el gobierno de Venezuela, que tiene ahora mucho más difícil demostrar que el eterno líder de Primero Justicia (lleva en el cargo desde el año 2000), está detrás del fallido atentado. Por lo que no podrá capturarlo por ahora, lo que supondrá tener abierta la posibilidad de nuevos atentados contra líderes políticos venezolanos, tanto del chavismo como de la oposición.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: