Ana Naranjo: “Adelante Andalucía va a blindar los servicios públicos frente a los recortes” (I)

A pocos días de las elecciones que marcarán el inicio de un nuevo ciclo electoral nos entrevistamos con a Ana Naranjo, cabeza de lista de Adelante Andalucía por Córdoba. El próximo 2 de diciembre se celebrarán unos comicios determinantes para conocer con qué respaldos cuenta cada uno de los cuatro grandes bloques electorales de cara a las elecciones municipales y europeas del 26 de mayo.

Además, se vislumbra en un horizonte cada vez más próximo unas elecciones generales anticipadas.Lo que suceda en Andalucía marcará un punto de inflexión y será tendencia en este largo e importantísimo ciclo electoral, que servirá para determinar cómo se supera la crisis de régimen en España, y más que probable Reforma Constitucional. Ana Naranjo da la cara y pone voz a un proyecto progresista y plural para Andalucía y España.

Encabeza la lista de Adelante Andalucía en Córdoba, provincia histórica del PCE e IU. ¿Qué sensación tiene siendo la cara visible de este proyecto en su tierra?

Es todo un orgullo y una ilusión seguir el hilo rojo en esta ciudad, la Córdoba del Califato. No solo por la capital, sino también por esa campiña roja que siempre ha tenido una gran cantidad de alcaldías que son gestionadas desde las primeras generaciones democráticas, de manera prácticamente ininterrumpida por la izquierda.

Eso tiene una huella en la ciudad. Esos gobiernos de la izquierda hacen que Córdoba sea ejemplo en participación democrática, en el cambio de callejero cumpliendo la Ley de Memoria Democrática de Andalucía. La ciudad es referente en servicios públicos y empresas municipales públicas, que frente a esta oleada neoliberal, en la que han ido asaltando y privatizado todos los servicios de basuras y de agua desde diferentes ayuntamientos, aquí siempre han permanecido intactas.

Las empresas públicas como SADECO que gestiona nuestros residuos, con una política de reciclaje y residuos cero, con una economía circular que también tiene en cuenta criterios de gestión medioambiantal. Luego está AUCORSA que es nuestra empresa pública de transporte, y EMACSA empresa pública de aguas, que además garantiza ese suministro vital a todos los cordobeses que no pueden hacer frente a su coste.

¿Qué es Adelante Andalucía?

Es una confluencia que hemos construido buscando la unidad de la izquierda. Por primera vez en las elecciones democráticas en Andalucía, podemos decir que hemos construido una candidatura unitaria e histórica, que aglutina a partidos de izquierda de diferente tradición como lo somos Izquierda Unida (IU) y Podemos. Luego están Primavera Andaluza e Izquierda Andalucista, que son también movimientos vinculados al andalucismo de izquierdas.

Pero además de todo eso, es una herramienta que ponemos a disposición de los ciudadanos para seguir sumando, porque queremos que también se sumen ciudadanos a título individual, sindicatos, plataformas, colectivos y mareas en defensa de los servicios públicos.

¿Cuando y por qué nace Adelante Andalucía?

Adelante Andalucía tiene dos patas, tiene una pata electoral que es la que estamos desarrollando ahora porque nos tocan elecciones andaluzas, pero también tiene una pata social, y en ese sentido ya llevamos dos años trabajando desde la Plataforma Republicana, desde los movimientos en defensa de las pensiones públicas, las mareas blancas en defensa de la sanidad pública, el Movimiento Andaluz por la educación pública, y las plataformas de mujeres en defensa de la igualdad.

Por lo tanto llevamos ya tiempo trabajando esta confluencia desde lo social, y es una unidad que además viene acompañada desde las bases, desde un movimiento por abajo, y no solamente por un acuerdo entre las direcciones de ambas organizaciones.

¿Cuáles son las principales propuestas de Adelante Andalucía?

Adelante Andalucía, lo que intenta, pretende y conseguirá será poner la vida en el centro. Para ello, el eje central de nuestras propuestas es blindar los servicios públicos frente a esta oleada de recortes generados por la crisis estafa que llevamos viviendo los diez últimos años, debido a las políticas del gobierno central puestas en marcha por el Partido Popular y por el Partido Socialista. Han generado recortes en nuestros derechos fundamentales, bajada de salarios y emigración de nuestros jóvenes porque aquí no pueden construir un futuro.

Nosotros vamos a blindar esos servicios públicos porque es lo que garantiza una cohesión social y una justicia social. Por lo tanto vamos a blindar con un 7% la sanidad pública, lo que supone 1800 millones de euros más para que por ley, gobierne quién gobierne, siempre tengamos una financiación suficiente que nos permita cubrir los 35.000 enfermeros que nos faltan, que nos consienta aumentar el número de especialistas y de médicos de atención primaria, que por cierto ayer estuvieron en huelga reivindicando algo tan necesario como es poder atender diez minutos a cada paciente, para poder derivarlos a pruebas de especialistas, porque tienen limitadas las derivaciones. Nosotros apoyamos esas movilizaciones, y con financiación suficiente se satisfarían esas demandas.

La educación pública igual, la vamos a blindar con un 5%, lo cual supone 1200 millones más. En el programa de Adelante Andalucía viene recogido nuestro compromiso para garantizar desde la escuela pública una educación universal y gratuita, desde los cero hasta los dieciséis años. Nos preocupan mucho las políticas de privatización que se están llevando a cabo.

La etapa de educación infantil es una de las más privatizadas, prácticamente el 80% está en manos privadas o privado-concertadas, y nosotros defendemos un modelo público. Nos preocupan también las externalizaciones, las privatizaciones que se están llevando a cabo en servicios asociados a la sanidad: las lavanderas, las planchadoras, las limpiadoras. También en educación: las limpiadoras, las monitoras que acompañan a los niños en el transporte escolar, las monitoras de lenguaje de signos, las monitoras que atienden a los niños con necesidades educativas específicas, las monitoras de actividades extra escolares. Trabajos además muy feminizados y muy precarizados por estas externalizaciones que hace la Junta de Andalucía.

Nosotros entendemos que desde lo público tenemos que ser líderes en la calidad en el empleo, desde las instituciones públicas tenemos que ser ejemplo de unos salarios dignos, por lo que desde Adelante Andalucía proponemos revertir esas externalizaciones y hacerlas mediante gestión directa. Al igual que en los servicios sociales, donde también nos hemos visto afectados los trabajadores por esta oleada de recortes.

La gestión de la ayuda a domicilio también la tiene externalizada la Junta de Andalucía, que paga trece euros la hora a empresas que la externalizan, empresas que además vienen de especular en otros sectores económicos de nuestro país, por ejemplo Clece de Florentino Pérez. Empresas que de esos 13 euros pagan a sus trabajadoras 3 euros y medio o, en el mejor de los casos, 5. Mujeres que además son contratadas por horas -apenas alcanzan a veces las 4 o 6 horas de trabajo-, por lo que tienen que complementarlo con otro diferente para poder llegar a fin de mes.

Son salarios muy precarizados. Creemos que con 800 euros no se puede llevar una vida digna, por lo tanto desde Adelante Andalucía revertiremos esa situación apostando por una gestión directa, porque es más barata, no tienen que salir de nuestros impuestos los beneficios que se llevan esas empresas privadas, y además genera calidad en el empleo, y atiende mejor a esos dependientes, por lo tanto gestión directa tanto en las externalizaciones de la sanidad, de la educación y de los servicios sociales.

Por otro lado, también vinculado a los servicios sociales, necesitamos tener una renta de inserción mínima que funcione. La Junta de Andalucía adeuda desde el mes de enero la financiación de esa renta. Es en los ayuntamientos que gestionamos desde la izquierda, los que tienen que financiar sin recursos esas necesidades inmediatas de los cordobeses.

En ese sentido la delegación de servicios sociales del Ayuntamiento de Córdoba, ha puesto en marcha diferentes medidas para atender a esta población. Son ellos los que están gestionando esta ayuda, y también son ellos los que se están haciendo cargo de la ayuda de emergencia de los bonos, de las tarifas de las ayudas para hacer que las familias que lo necesiten puedan hacer frente al pago de la luz. En el caso del 50%, que son los más vulnerables, se tramita desde el Ayuntamiento de Córdoba mediante ayudas de emergencia. Se hace sin personal suficiente porque insistimos en que eso no es una competencia del Ayuntamiento de Córdoba, por lo tanto es personal sobrecargado del consistorio el que tiene que gestionar esas bonificaciones y esas ayudas, teniendo que adelantar en muchos de los casos esa financiación.

También desde el ayuntamiento, desde la delegación de servicios sociales se están haciendo cargo de otras necesidades asociadas a esta población que no cubre la Ley de Dependencia andaluza, como el servicio de limpieza que tienen como ayuda dos veces al año personas que lo necesitan, y el servicio municipal de comida a domicilio que está dando 2000 comidas diarias a los cordobeses.

Pondremos así mismo en marcha un cambio de modelo productivo porque consideramos que Andalucía no puede estar al albur de la política especulativa de esta economía neoliberal, que nos deja a merced de los intereses del ladrillo. Ahora la siguiente burbuja está siendo el turismo, uno que viene asociado a condiciones laborales muy precarias.

Un turismo que está generando riqueza y desarrollo solo para algunos pocos, que además está concertado en los touroperadores internacionales, que apenas pagan tributos aquí y que se llevan esos beneficios fuera de nuestras fronteras. Nosotros proponemos un cambio de modelo productivo, una diversificación económica apostando por una banca pública, que vamos a dotar de 800 millones de euros como capital inicial, más la nomina de los 270.000 empleados que trabajamos para Junta de Andalucía. Esa financiación estará al servicio de los intereses de los trabajadores, y no de los intereses especulativos de la banca tradicional.

Con esa banca pública generaríamos y financiaríamos las necesidades de las pequeñas y medianas empresas, de los autónomos, de los modelos cooperativistas que a nosotros nos gustan mucho, porque distribuyen bien la riqueza y generan desarrollo endógeno en base a la economía social. Por lo tanto banca pública para poner en marcha medidas que generen empleo de calidad, eso más una apuesta decidida por la igualdad entre hombres y mujeres, un combate contra el patriarcado que se expresa en Andalucía con una brecha salarial de un 25%, que en vez de disminuir con políticas adecuadas, desde el gobierno de Susana Díaz hace lo contrario, lo que el año pasado aumentó un 5,7% la diferencia.

Esta última legislatura de Susana Díaz con Ciudadanos no ha servido para nada al no haber puesto en marcha ninguna medida que combata esta brecha salarial, ni que combata esta desigualdad entre hombres y mujeres. En ese sentido vamos a crear desde Adelante Andalucía una consejería de feminismo a la que vamos a dotar con el 5% del Producto Interior Bruto de Andalucía para garantizar que las leyes contra la violencia machista y de Igualdad tengan financiación suficiente para poder ser desarrolladas.

Queremos garantizar un fondo de pensiones para aquellas mujeres a las que sus maridos no les pasan la manutención, y que no pueden hacerse cargo económicamente de la crianza de sus hijos. Desde la Junta de Andalucía se dedicará una financiación suficiente para formar a jueces y fiscales, que ya estamos viendo con la últimas sentencias, cómo se necesita introducir de manera cada vez más escandalosa y llamativa una perspectiva de género.

Necesitamos también poner en marcha políticas de medio ambiente que generen un desarrollo sostenible para nuestra tierra, y así mismo pondremos en marcha la ley de cuentas claras, y diferentes propuestas y leyes que generen transparencia dentro de las instituciones.

Entendemos que el gobierno de Susana Díaz no ha tomado ni una sola medida para combatir la corrupción y el clientelismo del que estamos ya cansados en Andalucía. Igualmente pedimos que la cámara de cuentas del Parlamento de Andalucía tenga una función sancionadora.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: