La oposición venezolana decide no firmar el acuerdo de paz en el último momento

La derecha venezolana no está preparada para la paz. Los representantes de la Mesa de Unidad Democrática (MUD) que participan en los diálogos por la paz junto con el gobierno de Nicolás Maduro en República Dominicana, se han echado para atrás momentos antes de firmar el acuerdo definitivo con el que ellos mismos expresaron que estaban de acuerdo poco antes. Al menos según el presidente anfitrión Danilo Medina. Algo que ha provocado sorpresa y frustración en los mediadores, como en el expresidente español José Luis Rodríguez Zapatero, quién ha redactado una carta animando a la oposición a firmar para alcanzar un acuerdo histórico.

Tras recibir una llamada desde Colombia, casualmente visitada en esos días por el Secretario de Estado de los Estados Unidos (EEUU) Rex Tillerson, la oposición decidió que el acuerdo ya no era válido y se retiró sin firmarlo. El gobierno de Venezuela se ha mostrado dispuesto a seguir dialogando e incluso a aplicar el acuerdo negociado con la oposición incluso si ésta decide finalmente no firmar. La paz tendrá que esperar a la derecha venezolana otra vez.

Uno de los puntos alcanzados entre gobierno y oposición en los diálogos, habla sobre el fin de las sanciones económicas que dificultan acabar con problemas como el de la especulación de los precios de los bienes de primera necesidad y la escasez de medicamentos. La oposición ha realizado varias giras internacionales en la que se ha reunido con partidos hermanos que han impulsado desde sus gobiernos (EEUU y Canadá) e instituciones en las que cuentan con correlación de fuerzas favorable (España en la Unión Europea) sanciones contra la nación sudamericana.

Retirar esas sanciones darían un balón de oxígeno a Nicolás Maduro para solventar esos problemas, algo que le beneficiaría a la hora de las elecciones presidenciales. Lo que no termina de convencer al gobierno de EEUU, que ha invertido mucho tiempo y dinero en dar golpes de estado en América Latina en los últimos años a aliados de la Revolución Bolivariana como para allanar el camino al chavismo.

Como en anteriores ocasiones, es posible que la oposición retrase el avance de la paz en Venezuela hasta después de las elecciones, soñando con un resultado que le sirva para aumentar su fuerza e imponer un nuevo acuerdo más beneficioso para los sectores sociales elitistas a los que representa la MUD.

Gonzalo Sánchez

Soy el director de ElEstado.net - Sígueme en Twitter: @ProtestFor36 Todos mis contenidos puedes leerlos aquí. He publicado varios libros, entre ellos: Socialismo en Sudamérica: De la utopía a la realidad (Editorial el Perro y la Rana, 2010). Honduras: El sueño liberador convertido en pesadilla opresora. El Libro Negro del Bipartidismo (Editorial Mandala, 2018). Muchas gracias por leer ElEstado.Net.

A %d blogueros les gusta esto: